24h Baleares.

24h Baleares.

El debate sobre las viviendas turísticas en Palma concluye: las ciudades sufren por el alquiler vacacional

El debate sobre las viviendas turísticas en Palma concluye: las ciudades sufren por el alquiler vacacional

Presentan indicadores para medir los impactos del turismo en los destinos

PALMA, 30 Oct. - El representante de la Comisión Europea en una mesa redonda en Palma sobre los impactos de las viviendas turísticas Paolo Lavaggi ha defendido que hay ciudades "que están siendo víctimas del alquiler vacacional al calor de las plataformas en línea".

Ha sido este lunes en Palma, en el Foro Europeo de Turismo, organizado por la Comisión Europea y la Presidencia española del Consejo de la Unión Europea como antesala de la Reunión Informal de Ministros de Turismo, que se celebrará este martes.

En una mesa redonda con la participación de entidades de alquiler vacacional y ciudades afectadas, Lavaggi ha defendido el próximo reglamento europeo sobre la materia, que está a punto de ver la luz y que aportará, a su juicio, herramientas para que los destinos puedan impulsar marcos legales sostenibles y proporcionales que satisfaga a todos los intereses que están en juego. Además, ha añadido, impulsará la transparencia de la oferta.

En su intervención, Lavaggi ha defendido que si se aplican obstáculos a los modelos de negocio, éstos tienen que estar justificados. Para el representante de la Comisión Europea, la cuestión capital es encontrar el equilibrio y la proporción para garantizar la convivencia y garantizar que se cumple el derecho a una vivienda asequible.

En la mesa de debate ha participado también el director de estudios e investigación de Exceltur, Óscar Perelli del Amo, que ha admitido que desde 2010 la oferta de alquileres turísticos ha crecido de manera descontrolada con un incremento de la presión sobre los residentes.

Perelli ha afirmado que el reglamento es "un paso adelante" pero ha destacado que lo fundamental es la transparencia y ha puesto el acento en las inspecciones. De este modo, ha puesto el ejemplo de Palma, donde el alquiler vacacional está prohibido en plurifamiliares pero donde las ofertas en línea proliferan. Ha pedido más a las plataformas y que las viviendas ofertadas se inscriban en los registros turísticos.

Por parte de la industria, Eduardo Miranda, de la European Holiday Home Association, ha lamentado que el debate esté polarizado, lo que a su juicio dificulta la llegada a un punto de encuentro. "Entendemos a los hoteles. No es fácil ver cómo otros lo están perturbando todo", ha señalado.

Miranda ha vaticinado que la normativa europea es desproporcionada y no se podrá aplicar. La realidad, ha defendido, es que el turismo se está democratizando. El representante de las asociaciones ha admitido que el reglamento busca el equilibrio pero ha apuntado que será ineficaz "porque no comprende al sistema".

Por parte de las ciudades afectadas por la problemática, han participado Alain Chretien, vicepresidente de la asociación de alcaldes de Francia, y Mark Boekwijt, representante de la ciudad de Amsterdam ante la Unión Europea.

Chretien ha admitido que en algunas áreas, el alquiler vacacional es una oportunidad de riqueza y desarrollo que tiene que considerarse como tal, pero es también una amenaza que desestabiliza el mercado de la vivienda. El representante francés ha reclamado un marco uniforme para todos los países que permita que las autoridades locales definan las reglas de juego a partir de su propia realidad y sean las autoridades estatales las que apliquen las sanciones. Chretien ha avanzando que los alcaldes de Francia apoyarán la medida.

Boekwijt ha defendido que la esencia de la nueva reglamentación está en la transparencia y ha advertido en este sentido en que las plataformas no siempre aportan los datos que se le reclaman. También ha expresado su preocupación por el marco "automático" que permite a cualquier propietario poner su propiedad en alquiler. "Es un modelo bastante liberal", ha señalado. El representante holandés ha pedido proteger la habitabilidad de las ciudades.

La jornada ha incluido la celebración de varias mesas redondas sobre la sostenibilidad del turismo, las viviendas turísticas y el empleo en el sector turístico.

En el turno de preguntas del público ha intervenido el vicepresidente ejecutivo de Exceltur, José Luís Zoreda, que ha pedido que para que la medida sea eficaz "las plataformas también tiene que cumplir las normas" y ha exigido que los alquileres vacacionales estén registrados, por lo que ha reclamado la colaboración de las plataformas.

Antes, en una mesa redonda moderada por el subdirector general adjunto de Conocimiento y Estudios de Turespaña, Jorge Rubio, representantes de la Organización Mundial del Turismo (OMT), de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo (OCDE) y de la Comisión Europea, han abordado el reto de la sostenibilidad social del turismo.

Durante el debate, los participantes han coincidido en la necesidad de abordar los impactos que en los destinos provoca la llegada masiva de turistas. A grandes rasgos, se han referido a los efectos en forma de congestión, desplazamiento, cambios culturales y conflictos sociales.

En este sentido, se han presentado instrumentos y herramientas a fin de determinar indicadores que permitan mejorar la toma de decisiones en esta materia.

En una de las intervenciones, Filipe Batista, de la Comisión Europea, ha asegurado, desde su experiencia con un proyecto en Croacia, que el turismo puede afectar a la vida diaria de los residentes, pero puede seguir siendo percibido como algo que se puede apoyar.

Nagore Uresandi, de una consultora de turismo, ha instado a aplicar aprendizajes adquiridos durante la pandemia de coronavirus, por ejemplo, en gestiones de capacidad y aforo. "En aquel momento se limitó el espacio en las playas, pero hemos vuelto a los problemas de falta de capacidad", ha puesto como ejemplo.