24h Baleares.

24h Baleares.

Banyalbufar decreta cortes de agua por crisis extrema a partir del 15 de julio

Banyalbufar decreta cortes de agua por crisis extrema a partir del 15 de julio

El municipio mallorquín de Banyalbufar, que cuenta con más plazas turísticas que habitantes, se verá obligado a aplicar cortes intermitentes en el suministro de agua a partir del 15 de julio debido a una "extrema emergencia" por la escasez de recursos hídricos.

Este bando municipal publicado recientemente establece que, a partir del 15 de julio, no habrá suministro de agua de 23.00 a 16.00 horas en toda la red municipal. De esta forma, el suministro se limitará a solo siete horas al día, de 16.00 a 23.00 horas.

El Ayuntamiento, que ya había impuesto límites de consumo por persona, ha tomado esta medida ante la imposibilidad de garantizar un abastecimiento adecuado para la población en verano, época en la que la demanda de agua aumenta considerablemente. Con menos de 600 habitantes, Banyalbufar se enfrenta a un desafío mayúsculo al contar con un gran número de plazas turísticas.

En este sentido, los continuos gastos municipales en camiones cisterna están generando una preocupante "inestabilidad presupuestaria", según ha advertido el Ayuntamiento en su comunicado.

Ante esta situación, el primer teniente de alcalde de Banyalbufar, Joan Vives, ha manifestado que el municipio se está quedando sin fondos para mantener el suministro de agua con camiones cisterna durante todo el año. Además, las empresas proveedoras también han comunicado al Ayuntamiento que tendrán que limitar las cantidades de agua que pueden suministrar.

Con el objetivo de permitir a los vecinos, hoteles y restaurantes prepararse para los cortes de agua, el Ayuntamiento ha anunciado esta medida con dos semanas de antelación, brindando así la oportunidad de realizar instalaciones y llenar depósitos en caso de ser necesario.

Por otro lado, el equipo de gobierno está priorizando los trámites para perforar un nuevo pozo en una propiedad privada, tras localizar la masa de agua subterránea. La urgencia es máxima dado que las fuentes naturales de agua del pueblo, la Font de Sa Vila y el pozo de Ses Mosqueres, se encuentran en un estado crítico.

La situación de emergencia en Banyalbufar no es un caso aislado en Mallorca, ya que otros municipios como Algaida, Montuïri, Porreres y Lloret de Vistalegre han establecido un límite de 150 litros diarios por persona ante la creciente demanda de agua y la disminución de las reservas en los depósitos, agravada por un incremento poblacional reciente y fenómenos meteorológicos como la lluvia de barro.

Es fundamental que se tomen medidas urgentes y se establezcan políticas sostenibles para garantizar el acceso equitativo al agua en todas las regiones de Mallorca y prevenir futuras crisis hídricas.